miércoles, 12 de enero de 2011

Premios Fairy Tales: Tercer puesto.


Mi nombre es Mis, y soy un gato. Ella, mi amor humano, se llama Lía. Me gusta sentarme con ella en el alféizar de la ventana de la cocina, cuando ya se han ido todos a dormir. Toda la casa duerme, menos nosotros dos. En el interior de la casa no hace frío, sus paredes aún conservan el calor del verano, por lo que Lía se calza sus zapatillas y sólo un vestidito que apenas le cubre los hombros, sabe que no tendrá frío. Son los que están fuera quienes pueden morir atrapados por la nieve y el hielo. Bajamos despacio las escaleras y sin hacer ruído. Hay sitio suficiente para los dos, pero a mí me gusta acercarme a ella y sentir su calor. Vemos como cae la nieve, copos y copos que se deslizan con suavidad y parecen adormecer la tierra.
Lía enciende una vela y la coloca cerca del cristal, porque sabe que perderse en pleno invierno, en medio de la espesura del bosque, puede conducir a una muerte atroz; por eso, ella y yo nos sentamos en la ventana, junto a la luz y esperamos, y esperamos, todas las noches de invierno. Sin que nadie lo sepa. Ni ella ni yo apartamos la mirada de la ventana, aguzando la vista por si la supervivencia de alguien depende de nuestro tesón.
Lía tararea bajito una canción, y yo la acompaño con mi ronroneo, pero casi no se nos escucha, porque no queremos que nadie nos oiga, cantamos sólo para nosotros.
Y así las noches se intercambian, una tras otra.
Ya amanece. Lía apaga la vela de un suspiro. Hoy no hemos ayudado a nadie, me susurra. Una leve sonrisa triste se dibuja en su rostro adormilado. No sabe que yo le quiero decir que no importa, hemos estado ahí. Mañana será otro día. Sé que una noche de crudo invierno alguien vendrá, y gracias a nuestra luz, hallará el camino hasta el calor de un hogar.
Lía me coge en brazos y me acaricia, soy feliz. Subimos las escaleras hasta la habitación; ella se cuela entre las sábanas y yo, yo me acurruco a sus pies. Este es mi hogar.
Si un día te adentras en el bosque, en pleno invierno, busca nuestra luz, porque aquí tienes, también, un hogar para ti.


Escrito por Plinnn
Muchas gracias por participar, y por este relato.
Un beso.

8 comentarios:

  1. Muchas gracias a ti Nicaa :) qué honor!! Un beso muy grande:) y muchas felicidades para las otras dos ganadoras, que como no se sabe aún quienes son: felicidades para todas:) biquiños

    ResponderEliminar
  2. Aunque no me gustan los gatos ¡¡miau!! haría cualquier cosa por dormir cerca de Lía. Un beso

    ResponderEliminar
  3. :) Felicidades a la ganadora! :D

    ResponderEliminar
  4. Qué hermoso! Sé que muchos animales sienten esa calidez en pequeñas cosas tan sencillas. :)
    PD. Recién me entero que también he ganado. Gracias por al posibilidad!!! Me resultó divertido escribirlo. ♥

    ResponderEliminar
  5. Felicidades para la ganadora.
    Es un hermoso relato me ha encantado.
    Besos para la ganadora y para ti.
    Gracias por publicarlo.

    ResponderEliminar
  6. Felicidades chica plin!!
    Además de que es hermoso el relato, la chica se lo merece, que es muy maja! :)

    ResponderEliminar
  7. te lo mereces...
    y creo que ese gato lleva una vida relativamente feliz! que lindo!
    besitos

    ResponderEliminar

Motivos para sonreir.